miércoles, 27 de marzo de 2013

BUÑUELOS DE BACALAO

... O TORTILLITAS, las de mi abuela.


Semana Santa y bacalao van unidos, aunque mis recuerdos con este pescado no son precisamente de esta época del año; son de cualquier día en el que mi abuela tuviera este pescado y nosotros la liáramos más de la cuenta –que no hacía falta mucho- para que nos hiciera sus famosas tortillitas de bacalao. Así por encima, yo sabía más o menos sus ingredientes y, cuando vi a toda la blogosfera hacer los buñuelos, me acordé de la receta, le pregunté a mi madre y justo, eran buñuelos bautizados. Eso sí, los de mi abuela eran más aplanados, no tan suflados.

Volver a comerlos, después de varios años de ausencia ya, es todo un placer, es volver a ella de alguna manera, a lo que siempre le gustó, que era dar de comer a su familia. Sencillo, pero rico, muy rico: cocido, ropa vieja, bocadillo de pringá, de tortilla de patatas, filetes en salsa, rosquillas – que las hacía porque a mi abuelo le gustaban y las dejó de hacer cuando él murió-, tortillitas de espinacas, y así, podría seguir y seguir…

La receta que os voy a poner es la de mi abuela, no tiene cantidades, aunque yo se las voy a poner para que quede un poco más claro. Seguramente yo le eché más harina o levadura y me quedaron más gorditos, pero increíbles de sabor. Quería que los probara el pinche y tras su primer bocado lo único que pude escuchar fue…

-          - Cuándo vas a hacer más???



BUÑUELOS DE BACALAO
Ingredientes.
-          200 gramos de bacalao desmigado.
-          2 huevos.
-          1 diente de ajo.
-          Perejil picado.
-          1 chorrito de agua.
-          1 chorrito de leche.
-          100 gramos de harina.
-          1 cucharadita de bicarbonato o levadura química.
-          Aceite de oliva virgen extra.



Elaboración.
1º.- Desalar el bacalao poniéndolo en remojo durante 24 horas, cambiándole hasta 3 veces el agua.
2º.- Desmigar el bacalao y reservar en un bol.
3º.- Incorporar al bol 2 huevos, el ajo pelado y picado, perejil picado y la leche. Removemos bien hasta que se integre todo.
4º. Echamos la harina y la mezclamos, nos debería quedar una masa espesa que se pueda coger con una cuchara. Si nos queda muy espesa, la aligeramos con el agua, solo un poquito.
5º.- Espolvoreamos el bicarbonato y lo mezclamos.
6º.- Calentamos en una sartén bastante aceite y vamos friendo los buñuelos a cucharadas.
7º.- Según se vayan dorando, los sacamos y los dejamos reposar en una fuente forrada con papel absorbente.


El pinche se empeña en que ponga esta foto...

Servir caliente.

7 comentarios:

  1. Hola Elen, pues te diré que en esa foto estás muy guapa, yo la pondría siempre, se te ve cara de felicidad.
    Tu receta muy rica y me encanta verte siempre tan activa.
    Un beso princesa!

    ResponderEliminar
  2. QUERIDA ELEN, PUE RAZÓN TIENE EL PINCHE EN QUERER QUE PONGAS ESTA FOTO, TE VES MUY LINDA Y FELIZ. Y ESTOS BUÑUELOS LA LOS QUISIERA PROBAR YO. QUÉ BIEN QUE HAS RESCATADO ESTA RECETA DE TU ABUELA, SIN DUDA ESTAS SON LAS MEJORES Y LAS QUE TENEMOS QUE CONSERVAR. BESITOS

    ResponderEliminar
  3. Mira al pinche que buen gusto tiene jijijijij...al leer la entrada acaba de entrarme antojo de tortillitas de bacalao y como no de los buñuelos ainssss cosa rica!!
    Estas guapa guapa en la foto
    bss
    loli

    ResponderEliminar
  4. pues a juzgar por la cara...está más que claro que el bocado es delicioso...!!!!!, y yo tengo que hacerlos, es un plato que me apasiona...y con receta de abuela, insuperable...bss!!

    ResponderEliminar
  5. que guapa sales en la foto! tu sonrisa traspasa la pantalla!!
    Esos buñuelos yo me los zamparía con all i oli. que para eso soy alicantina jajajaj.

    besazos

    ResponderEliminar
  6. Dale las gracias al pinche por sacarte esa foto con esa pedazo de sonrisa, da gusto verte nos alegras
    Antes de nada, olé por éste homenaje a tu abuela, a esa gran cocinera y gran mujer, os quería tener contentos con sus recetas y ¡¡vaya si lo conseguía!!
    Nosotros no somos mucho de bacalao pero, los buñuelos si que me gustan y en tortillitas también, lo único malo, por decir algo, es que después de uno, quieres otro y otro
    Muchos besitos guapetona y oye ¿cuando montamos El blog del pío-pío?, jaja, me ha encantado el nombre que le has puesto jijiji pero, con un blog, es más que suficiente para mi ¡no quiero más!!

    ResponderEliminar